29 de abril de 2010

Tres conciertos en uno

Jueves 29 de abril, 20:00 horas. Oviedo, "Conciertos del Auditorio". Coro "El León de Oro" (director: Marco A. García de Paz); Rainer Trost (tenor), Joan Martín-Royo (barítono); María Gallego (soprano), José Bros (tenor). Oviedo Filarmonía. Director: Friedrich Haider. Obras de E. Wolf-Ferrari y R. Strauss.
Extraña encontrar una programación con tres bloques tan diferenciados en cuanto a intérpretes y obras, razón por la que lo primero que se me vino a la cabeza fue una famosa marca de aceite: "Tres en uno". Ya en casa y tras la cena me dispongo a intentar razonarlo:
El maestro Haider lleva tiempo embarcado en recuperar e incluso grabar la integral del compositor italo-alemán, y está rodeándose de los mejores solistas para ello, varios reunidos en el programa para hoy elegido y continuación de las sesiones de estudio para el sello vienés Philartis estos días atrás.
Nuestro coro más laureado, los gozoniegos "El León de Oro" arrancaron la velada con los Otto cori (1898) que pude escucharles en Pravia, esta vez más rodados, en un marco incomparable de acústica casi perfecta y con un "poderío" que les hace afrontar cualquier tipo de repertorio, destacando de nuevo su capacidad dinámica, amén de la expresiva fruto de muchos ensayos y el buen hacer de Marco. Estas breves piezas corales a capella de un recién licenciado en contrapunto reflejan tanto la breve experiencia coral de Wolf-Ferrari en Milán como su "estilo simple pero no por ello bajo de calidad", como bien lo describe el musicólogo Alejandro González Villalibre en sus notas a un programa muy completo que incluía los textos y sus respectivas traducciones (a cargo de Llorenç Serrahima y Carmen Carbone).
Si entonces en Pravia destacaba Rispetto a doble coro, hoy quiero también destacar la Frottola y el único con texto en alemán, Die Lehre (La moraleja).
Siguieron "los leones" con La Passione, Op. 21 (1937), obra de más enjundia sobre textos religiosos populares en italiano, siempre bien resaltados y realzados cual Palestrina del siglo XX siempre apoyando la palabra desde la música, con unos cambios de tempi muy logrados y una final con unos graves que siguen asombrando. Aplausos prolongados y merecidos al finalizar estos dos bloques a capella.
Manteniendo la atmósfera religiosa afrontarían "otro concierto" de Wolf-Ferrari: Talitha Kumi, La Hija de Jairo, Op. 3 (Sacro Misterio en dos partes sobre el Evangelio de San Marcos), obra de 1900, ya con la Oviedo Filarmonía, el tenor alemán Rainer Trost como "Evangelista" y el barítono barcelonés Joan Martín-Royo como "Jairo / Cristo", todos bajo la batuta del responsable Haider. Obra bien escrita, de pasajes construidos con oficio, sin abandonar el estilo post-romántico poco en voga para su tiempo, denotando una excelente formación académica pero personalmente "obra menor", sin la frescura de los ocho cantos iniciales, adoleciendo tal vez de mayor profundización en unos temas bien esbozados pero como incompletos, en especial la primera parte. Yo suelo llamarlo "un quiero y no puedo", como un pastiche con todas las influencias que busquemos para una temática tan concreta.
De los intérpretes excelente el catalán, con emisión perfecta y timbre homogéneo en todo el registro; el alemán en la línea de los "tenores de oratorio" aunque con un color vocal más grueso pero de volumen limitado; el coro afinado, compacto y atento a todos los requerimientos desde el podio en sus breves intervenciones -destacar la parte con el excelente solo de violín de la primera parte y su "paralela" con flauta de la segunda- y una orquesta que con Haider suena "más escénica" que sinfónica.
Tras el descanso y con un salto cualitativo entramos en el último concierto de la velada (último tercio tiene connotación torera) que pese a lo breve formó un todo aparte con José Bros y su esposa María Gallego que fueron alternando ocho lieder de Richard Strauss elegidos "a su medida" y bien llevados por un Haider que dirigió como si estuviese ante el piano en el sentido de acompañar perfectamente a los solistas, en especial al tenor catalán que ya compartió con Edita su batuta.
Descubrir a estas alturas a Bros, y menos en Oviedo, no ha lugar. Nos deleitó con los cuatro lieder de fuerza, no sólo expresiva sino dinámica, y con esos potentes agudos que tanto gustan por estas tierras, aunque algo excesivos para algún lied de los ofrecidos y originalmente con acompañamiento de piano: Liebeshymnus, Op. 32/ 3 (de los Fünf Lieder), Cäcilie, Op. 27/2 (de Vier Lieder), Zueignung, Op. 10/1 (de "Letzte Blätter") y Heimliche Aufforderung, Op. 27/3 (de Vier Lieder), personalmente el que más me gustó. Su señora cantó las canciones más líricas e íntimas, perfectamente adaptadas y elegidas para su línea de canto, con gusto y buen "decir" aunque algo escasa y opaca en el registro grave: el conocidísimo Morgen, Op 27/4 (de Vier Lieder), Allerseelen, Op. 10/8 (de "Letzte Blätter"), Meinem Kinde, Op. 37/3 y Ständchen, Op. 17/2 (de los Sechs Lieder). De propina repitieron cantando juntos el Zueignung en la orquestación del propio R. Strauss.
Aunque sea un fan de "los leones", no me hubiese importado un monográfico con José Bros.
P.D. 1: Un triste ejemplo de lo mal que "informa" el diario LNE del viernes 30 de abril, donde sólo se salva el titular "El León de Oro" emociona en el Auditorio. ¿Estuvieron allí o sólo el fotógrafo? Creo que el plumilla de turno se limitó a ojear la portada del Programa.
P.D. 2: Por su parte Juan C. Galán en LVA parece que tampoco estuvo, pues en el Auditorio había muchísimas butacas vacías (tal vez por la coincidencia de la entrega de los premios "Muñiz Toca" en el Conservatorio) y da como titular que "Bros llenó el auditorio", adivinando intenciones y documentándose algo más ¿en el programa? aunque de nuevo mal informado, pues el tenor catalán NO CANTÓ NADA DE WOLF-FERRARI. ¿Se confundiría con el también catalán pero barítono Martín-Royo?
Tristeza de prensa reflejo de nuestra actualidad.
P.D. 3: Excelente crítica de Joaquín Valdeón en LNE del sábado 1 de mayo.

28 de abril de 2010

Niños transformados por la música

Dejo incrustado un vídeo del maestro José Antonio Abreu "sembrador de ilusiones", fundador del sistema de orquestas juveniles que ha transformado la vida de miles de niños en Venezuela. Aquí comparte su maravillosa historia y revela un deseo que podría tener gran impacto en cualquier país del mundo.
Es cuestión, como decía en mi post anterior, de seguir "reclutando" amigos.
Dudamel es sólo el primero de la lista (no sé si "de la clase"), pero aún hay MUCHÍSIMOS MÁS... y su lema TOCAR Y LUCHAR cada vez está más vigente.

Buscando compañeros para Abreu

Mi querido Osvaldo Burgos, gran seguidor y estudioso de "La Bolívar" desde su web no oficial, me envió este enlace, que viendo cómo está España si no me llega a pillar cincuentón seguro que me hubiese apuntado. Conocedor de muchas amistades musicales, dejo aquí por si álguien se ha animado y nos lo quisiera contar.
La convocatoria "Compañeros de Abreu", fechada el 25 de febrero decía así:
"Se convoca a músicos y profesores de música, que deseen convertirse en líderes del movimiento internacional El Sistema, a postularse para el Programa Compañeros de Abreu 2010-2011.
El programa de postgrado Compañeros de Abreu proporciona instrucción gratuita, y un estipendio para gastos de estadía, a jóvenes músicos y profesores de música que deseen desarrollar programas basados en los ideales de El Sistema fuera de Venezuela.
El postgrado es una iniciativa de El Sistema USA, una red de apoyo creada por la Fesnojiv – en conjunto con el New England Conservatory of Music, el TED Prize, TED y el Quincy Jones MusiQ Consortium – con la finalidad de proveer vasta información sobre la filosofía y metodología de la Fesnojiv, además de una variedad de recursos, a las personas y organizaciones de todo el mundo que trabajan en la creación y expansión de programas de transformación social a través de la música.
Los Compañeros de Abreu pasarán un año entre Boston (en el New England Conservatory of Music) y Venezuela (en los distintos núcleos de la Fesnojiv), desarrollando habilidades de liderazgo necesarias para dirigir centros de educación musical. Una vez finalizado el período de estudio, suministrarán consejos y apoyo a otros líderes y profesores mientras ponen en marcha sus propios programas de transformación social.
Un compañero de Abreu deberá poseer:
  • Una creencia profunda en el poder de la enseñanza de la música para cambiar vidas
  • Fuerte potencial de liderazgo
  • Ejemplar desempeño musical
  • Excelentes habilidades de comunicación
  • Un título de educación superior en música, con mención en algún instrumento o especialidad musical.

Adicionalmente, deberá:

  • Destacarse en el área de la enseñanza
  • Poseer experiencia de trabajo en programas artísticos o musicales dirigidos a niños y/o jóvenes en situación de riesgo o de bajos recursos.

Las postulaciones se recibirán hasta el 01 de abril y los seleccionados serán notificados a partir del 15 de mayo. El programa dará inicio entre los meses de septiembre y octubre.

Cómo aplicar:

Por favor, llene la planilla de postulación (en idioma inglés), guárdela con un nombre de archivo distinto, y envíela como documento anexo al siguiente correo electrónico: abreufellows@necmusic.edu
Coloque como asunto “Abreu Fellows Application.” Adicionalmente, envíe su resumen curricular y demás documentos descritos en la planilla. Si prefiere, puede enviarlos a la siguiente dirección de correo:

Abreu Fellows Program
New England Conservatory
290 Huntington Avenue
Boston MA 02115-5018

Mayor información: http://necmusic.edu/abreu-fellows-apply."
Lo mejor ese titular de
CAMBIA EL MUNDO CON TU ARTE

26 de abril de 2010

GRACIAS

Hoy lunes 26 de abril dábamos cristiana sepultura en el cementerio de Rodiles (Grado) a nuestra abuela paterna
LUCÍA RIESGO DÍAZ
(Villagarcía, Grado 13 de diciembre de 1.904 - Oviedo, 25 de abril de 2.010)
tras una larga vida con el optimismo por bandera y disfrutando de la vida hasta el último momento en su cama y con su hija, mi tía, Mari Luz Álvarez Riesgo al lado ¡desde que nació!.
Como comentábamos hoy, debemos darle las GRACIAS POR VIVIR TANTOS AÑOS Y COMPARTIRLOS CON TODOS...
Quiero desde aquí seguir recordándola, siempre viva en el recuerdo y en el corazón, el mismo con el que os doy las gracias a tantos que me habéis apoyado con vuestro cariño tanto en persona estos dos días en el Tanatorio y la Iglesia de San Juan El Real de Oviedo, como con e-mails, mensajes de correo, móvil y del Facebook©, llamadas de teléfono o simplemente ese pensamiento sincero y puntual.
Al igual que a "güelita"
GRACIAS

23 de abril de 2010

Asturias canta en Lisboa


El Coro de la Fundación Príncipe de Asturias que dirige mi querido Pepu (José Estaben G. Miranda) está en Lisboa para ofrecer este fin de semana tres conciertos de música a capella con un recorrido por varios estilos desde la desnudez que supone cantar sin instrumentos, auténtica piedra de toque coral tras su última actuación con la OSPA en la Misa Glagolítica de Janacek, y dentro de los llamados "Dias da musica" así como en la embajada española, sin olvidar música asturiana como la de los vídeos que ilustran esta entrada (En toda la quintana actuando de solista mi amigo Chonchi, y Vite Vite), pues nada mejor que "hacer patria" con nuestro patrimonio musical.
El diario LNE de este viernes de San Jordi recoge una entrevista con el director realmente jugosa, donde aparece una frase que comparto totalmente: "Con los años me he dado cuenta de que en música no hay nada fácil. Me parece que todo es cada vez más difícil".
Como siempre que mis amigos tienen concierto, les envío "MUCHO CUCHO®", forma (que me inventé en plan asturiano) de desear lo que hace siglos suponía mucha afluencia de público y la presencia de abundantes coches de caballos -con sus excrementos-, que personalmente decidí cambiar por los de vaca, buen abono natural y sonoridad mucho más "musical" al desearlo o enviarlo, evidentemente de forma virtual, que las consabidas MUCHA MIERDA o "IN BOCCA AL LUPPO" (que según mis amistades italianas está muy anticuada).

P.D. 1: Reseña en LNE del concierto en la Embajada.
P.D. 2: Crónica del concierto en LNE del domingo 25 y más información el lunes 26 donde destacan a mi querido Chonchi por su solo ¡no esperaba menos!

18 de abril de 2010

La Música en Pravia

Entrada original del día 18 de abril de 2010 a las 01:07 horas, y suprimida (censurada) por Blogger© tras "denuncia" yanqui (de la DMCA, Digital Millennium Copyright Act). Aquí no hay links de la llamada "tierra de la libertad" (por si es parte de su "queja"), así que la dejo COMO ESTABA ¡y con MIS FOTOS!:Sábado 17 de abril, 20:45 horas. XIX Ciclo de Música Coral en Primavera, 2010. Auditorio "José Barrera", Pravia. Coro "El León de Oro", Marco A. García de Paz, director. Obras de T. L. de Victoria, E. Wolf-Ferrari, Ramona Luengen, Eric Whitacre, Jesús Gavito Feliz , George Hernández, Alejandro Yagüe y Albert Alcaraz.
Otro excelente concierto del coro asturiano más laureado, en un mes plenamente coral, porque mi pueblo natal también organiza el ciclo "Abril coral" que hoy traía a mi querido Orfeón de Mieres, precisamente en el "Día del Socio", pero aprovechando la excelente tarde que quedó tras la tormenta, la escapada a Pravia pese al horario algo tardío del evento, no quería perdérmela. Y es que los fans de "El León de Oro" somos así y "peregrinamos" para disfrutarlos allá donde vayan (en mi caso no muy lejos).
El repertorio, del que dejo copia, se organizó en dos partes bien diferenciadas.
La primera sirivó para ir preparando el próximo concierto en el Auditorio de Oviedo del próximo jueves 29 de abril, con obras de Wolf-Ferrari tanto a capella como con la Oviedo Filarmonía siguiendo el "capricho" que su titular F. Haider tiene de recuperar e incluso grabar la integral del compositor germanoitaliano, eso sí, arrancando el Coro Masculino, algo mermado al estar solamente 12 voces, con el Tenebrae Factae de Victoria. Reconocer la calidad de ese ciclo Otto Cori con algunos temas cautivadores, en especial la Frottola, o ese Die Lehre en alemán, así como los cantos para doble coro (al final dejo el video de Rispetto) donde las carencias de plantilla no se notaron gracias al esfuerzo de todo el grupo. Siguen siendo una formación capaz de conseguir dinámicas sorprendentes, desde los ppp a los fff sin estridencias y manteniendo una afinación envidiable, aunque en Wolf-Ferrari se note que quedan algunos ensayos más. Finalizar de nuevo con Victoria y el Lauda Sion (a 8) corroboró lo dicho del sentido de grupo al compensar las ausencias masculinas en un gran esfuerzo por parte de la cuerda de voces graves y el sabio entender y dirigir de Marco Antonio.
La segunda parte hizo las delicias del público no sólo local sino llegado de varios lugares de Asturias (me consta e incluso conocía algunos), con muchas obras ya conocidas -sigo recomenda sus dos CDs, del último CD "Paxarines" escuchamos hoy tres- y muy trabajadas, arrancando la sección masculina con el Kyrie de la canadiense Ramona Luengen para ya al completo dejarnos extasiados (personalmente sigo enamorado del Sleep de Whitacre) con el resto de canciones, largamente aplaudidas y por momentos vitoreadas, teniendo que bisar el siempre agradecido tema filipino Rosas Pandan en el arreglo conocido de G. Hernández.
Otro éxito para el coro gozoniego y gracias a los organizadores y colaboradores que llevan 19 años llevando a Pravia lo más representativo del mundo coral del momento en este ciclo, hoy felizmente inaugurado por los leones, y promocionando la Capital del Rey Silo y el amor por la música vocal a capella, con la Coral Polifónica "Santiago López" de anfitriona, dirigida por mi amigo valdesano José F. Avello (también director de la Camerata Revillagigedo) y la mierense Rosario Álvarez Fernández de subdirectora (que compatibiliza con la Jefatura de Estudios del COAS).
Muy recomendable hacer una escapada los próximos tres sábados (hasta el 8 de mayo) hasta Pravia para degustar su paisaje, su gastronomía... y su ciclo coral. De hecho en Asturias siempre se ha dicho "Y la música en Pravia".
video
P.D.: La Voz de Asturias del lunes 27 de abril comenta la grabación del CD con algunas de las obras aquí escuchadas.

16 de abril de 2010

Mahler, m y M

Viernes 16 de abril, 20:00 h. Auditorio de Oviedo, concierto nº 12 de abono: OSPA, Ildiko Komlosi (mezzo), Donald Litaker (tenor); Maximiano Valdés (director). Obras de Marco y Mahler.
La conferencia previa (imagen superior) del pianista y musicólogo afincado en Oviedo Julio Raúl Ogas Jofre (autor también de las notas al programa) nos preparó un poco para el disfrute mahleriano de este día, aunque realmente Mahler intentó que "La Música" (así, con mayúsculas) expresase lo que no pueden las palabras, ni siquiera las del profesor argentino. Y precisamente quiero jugar con las palabras, mejor con las letras, la "M" mayúscula y la "m" minúscula que en música también sirven como abreviaturas de tonalidades, intervalos y acordes Mayor o menor, habiendo hoy dos compositores con "eme", aunque uno M y otro m, quedándome para hoy sólo con lo mayúsuculo, que incluso compartían tema: la tierra y La Tierra. Lo prefiero para intentar olvidar lo minúsculo, "el mayor desprecio es no hacer aprecio", y como los gustos son personales, también puede contar que no me gustan los riñones (y sí el hígado), ni la carne de pluma (llámese perdiz ó pavo, ambos con minúscula) pero he probado de Canguro y Avestruz, no en mi dieta habitual pero con buen recuerdo y esperando repetir. Me pasa lo mismo con "mis músicas", son mis gustos.
Das Lied von der Erde (La Canción de la Tierra), esa sinfonía 8+1 donde la voz retoma protagonismo sinfónico cantando los textos basados en "La flauta china" (Die chinesische) de Li-Tai-Po traducidos al alemán por Hans Bethge, y a su vez adaptados por el compositor, que tal vez por cierta maldición y superstición con las novenas sinfonías el gran Gustav no quiso numerarla como tal sino más bien titularla "Una sinfonía para voz tenor y alto (o un barítono) y orquesta", para mí una obra impresionante por no decir imprescindible (como para otros muchos), que pese a las distintas versiones y grabaciones siempre me sorprende por lo desconcertante que es la lucha, casi diría que la sucribo, entre la alegría de beber vino (trinken: beber) cual modo Mayor y la tristeza de todo adiós (Der Abschied, la despedida) en modo menor. En la blogosfera suelo visitar a menudo a otros mahlerianos de pro, uno tristemente desaparecido y otros dos que aún ejercen, compartiendo gustos. En este concierto me sucedió lo mismo, cual contraposición de "m" y "M".La elección de los solistas creo que fue de lo mejor para este Mahler: el tenor Donald Litaker y la mezzo húngara Ildiko Komlosi.
El primero es un tenor que tiene esta obra en su repertorio (y podemos escucharle en Internet) y domina como los mejores, con un poderío capaz de sobreponerse a la orquesta sin perder musicalidad ni afinación. A él correspondieron las canciones impares, en cierto modo alegres y Mayores, pues fueron Canto báquico del dolor de la tierra, De la juventud y El borracho en primavera.

La segunda una reputada mezzo tanto operística como sinfónica (ha cantado incluso el Requiem de Mozart en Sarajevo, 1994, dirigida por Zubin Mehta y compartiendo cartel con lo mejor del momento) que nos dejó las canciones pares, esos números algo más tristes aunque no menores en cuanto a interpretación, de timbre hermoso en todo su registro aunque oculta por momentos ante el caudal sonoro: suyos fueron El solitario en otoño, De la belleza y El adiós que realmente puso un broche final lírico, bien cantado y siempre enigmático.

La OSPA tras el estéril derroche de profesionalidad de la primera parte afrontó Mahler con la madurez que la caracteriza, no ya una cuerda que enamora hace tiempo y suena con personalidad propia, las arpas o la celesta sin las cuales el resultado final no hubiera quedado tan redondo, sino unos metales realmente "en su sitio" y una madera que hoy estuvo de sobresaliente en todos y cada uno de los músicos, no ya los "primeros espadas" que siempre rinden a tope sino los momentos delicados de esos instrumentos tan "desagradecidos" como comprometidos cuando les llega a los coprincipales su "momento de gloria" como en este Mahler: el contrafagot y el clarinete bajo (enhorabuena a John Falcone y Daniel Sánchez Velasco).
John Falcone y Daniel Sánchez Velasco
La dirección del maestro Valdés, aunque poco dado a la ampulosidad o los excesos, esta vez no nos importó, al contrario, vino bien su estilo porque se preocupó de escarbar en las obras, incluso tuvo momentos donde "recordó tener solistas a sus lados" en el sentido de rebajar la intensidad sonora que parecía escapársele ante la emoción fluctuante de toda la obra, que como escribe Julio Ogas "desde el brindis inicial, se pasa a la opaca soledad otoñal, al primoroso canto a la juventud, a la austera y excitante apreciación de la belleza y al canto del que se emborracha para no ver el regreso de la primavera que nos conduce a la despedida final". Tal pareciese que describiera el ánimo con el que "nuestro Max" se enfrentó hoy a esta larga despedida. Y quién mejor que Mahler para encontrar algo común y a la vez tan propio... eso sí siempre con M y todo bien asentado para que no cojee.
La primera parte ya la he borrado de "mi disco duro".

15 de abril de 2010

Esperando la tierra mahleriana

Este viernes 16 de abril podremos escuchar en el Auditorio de Oviedo "Das Lied von der Erde" ("La canción de la tierra" de Mahler, así como la Sinfonía nº 8 "Danza de Gaia" de Tomás Marco. Evidentemente tierra que espero sea verde como nuestra Asturias.

"Das Trinklied vom Jammer der Erde"
La canción báquica de la miseria terrenal
El vino ya brilla en la dorada copa,
¡pero no bebáis todavía, antes os cantaré una canción!
El canto de la aflicción os ha de sonar con risas en el alma.
Cuando se acerca la pena, yacen desiertos los jardines del espíritu,
se marchita y muere la alegría, el canto.
Sombría es la vida, oscura es la muerte.
¡Señor de esta casa!
¡Tu bodega atesora la abundancia de vino dorado!
¡Aquí, declaro mío este laúd!
Tocar el laúd y vaciar los vasos,
he aquí las cosas que realmente hacen juego.
¡Una buena copa de vino en el momento justo
vale más que todos los reinos de esta tierra!
Sombría es la vida, oscura es la muerte.


Esta versión es de Bernard Haitink con la Royal Concertgebouw Orchestra y Robert Dean Smith.
Y dejo un poco más:

"Von der Jugend" (De la juventud)
En el centro del estanque
hay un pabellón hecho de porcelana
verde y blanca.
Como el lomo de un tigre
se encorva el puente de jade
hasta el pabellón.
Dentro de la casita se sientan amigos,
bellamente vestidos, beben, conversan;
algunos apuntan versos.
Sus mangas de seda resbalan
hacia atrás, sus sombreros de seda
caen alegremente hasta el cuello.
Sobre la tranquila superficie
del agua del estanque se muestra todo
maravillosamente como una imagen de espejo.
Todo se ve al revés
en el pabellón de porcelana
verde y blanca.
El puente parece una media luna,
con su arco invertido. Los amigos,
bellamente vestidos, beben, conversan.


En Gijón hoy y mañana en Oviedo será la OSPA con la dirección de Max Valdés, teniendo de solistas a la mezzo húgara Ildiko Komlosi y al tenor Donald Litaker. Esperamos contarlo, que cantarlo lo harán ellos y seguramente bien.

13 de abril de 2010

Cecilia Bartoli ¡espléndida!

Lunes 12 de abril, 20:00 horas. Oviedo: Conciertos del Auditorio. Cecilia Bartoli (mezzo), Orquesta La Scintilla; Ada Pesch (concertino). Obras de "Sacrificium" y otras.
Espléndido/a (Del lat. splendĭdus): 1. adj. Magnífico, dotado de singular excelencia; 2. adj. Liberal, desprendido; 3. adj. resplandeciente. U. m. en leng. poét. Tras lo vivido este lunes me he quedado sin calificativos y con pocas palabras, aunque como bien dice la protagonista, "La música de los 'castrati' es emoción".
El auditorio ovetense tuvo un lleno (sin la sala de cámara) de los históricos como por todos los lugares por donde pasa, con entradas agotadas hace meses (es cuando no me pesa gastarme el dinero en setiembre, asegurando mi butaca de la fila 13) para escuchar en vivo mucha de la música del último trabajo discográfico de la mezzo romana. Y la emoción que citaba se respiraba en el ambiente antes del inicio, con montón de personalidades de todos los ámbitos, sin olvidar alguna que otra profesional también atenta a todo un espectáculo que recorrerá el norte y oeste español presentando mucha de la música grabada en el auditorio vallisoletano Miguel Delibes, aunque sin Il Giardino Armonico. pero con una orquesta que conoce de su homenaje a María Malibrán. No importó qué orquesta estuviese, sólo un mínimo retraso de la orquesta con la mezzo en Come nave de Porpora, unas palabras de Cecilia al oído de Ada (tal vez un "un poco más rápido") y desde entonces, EL MILAGRO.Poderosa, portentosa, prodigiosa... ponderada y entregada, espontánea, cálida y dramática, simpática, pero sobre todo DISFRUTANDO y compartiendo su propio gozo. Desde esa salida travestida cual Casanova con capa y guantes rojos incluidos, arrojando el tricornio cual torero nada más pisar la arena, fue despojándose de ropa a medida que se revestía de un halo o aura angelical remarcada por la luz blanca siempre sobre ella (1), con el último cambio de modelo tal cual Farinelli.
Una sabia elección del programa -que dejo encima escaneado para no alargarme con obras y autores- conjugada con una organización y estructura que alternaba arias con unos números instrumentales que ya servirían para llenar todo un concierto (todos los músicos increíbles aunque el viento: flautistas, trompas y oboes tuvieron mayor protagonismo). Y tras más de dos horas dejándonos boquiabiertos pese a comentarios en voz baja, aplausos antes de finalizar el aria, algunas toses y papelitos de caramelos que acaban convirtiéndose en "asquerosa normalidad" por no llamarlo mala educación, aún nos regaló ¡TRES PROPINAS!:
Lascia ch'io pianga del "Rinaldo" de Händel (2) que me hizo brotar las lágrimas, Un pensiero nemico di pace y ¡todavía otra más! que finalizaría lanzando las plumas que sirivieron de abanico y espada... "Y nos dieron las diez y las once..." en otra acepción de lo que supone lo espléndida que fue Cecilia.
Y no quiero dejar de citar en esta velada de calidad suprema las notas al programa de María Sanhuesa, una enamorada y estudiosa de la ópera, más de la barroca, "Bajo el signo de Parténope" que hicieron honor a una jornada espléndida e irrepetible. Hablar de la técnica aplastante y epatante siempre al servicio de la música, los pianisimos, el fiato de vértigo, las agilidades que recordaban el trinar de los pájaros (con el que incluso jugó -grabado y por megafonía- al inicio de la segunda parte: Usignolo sventurato de Porpora), una interpretación cercana a la perfección total, sin "trampas o trucos de estudio", una preparación física que le permite cantar lo difícil con la falsa apariencia de facilidad sólo al alcance de unos pocos escogidos, y una orquesta de fábula rendida a sus pies, creo que todo ello hasta resulta obvio citarlo.
Escribe María: "El reguero de pólvora musical que corrió por Italia en el Barroco fue la ópera", y si se me permite, creo que la explosión tuvo lugar esta noche abrileña de lunes en Oviedo.
Desconozco lo que escribirá la prensa pero sólo me queda decir:
CECILIA, GRACIAS INFINITAS.
P.D. 1: Las fotos son malas porque ¡están prohibidas! y sacarlas a hurtadillas, sin mirar por el objetivo para que no me llamen la atención, es lo que tiene.
(1) Además, el foco sobre ella creo que también busca aumentar el halo, y nunca mejor dicho.
P.D. 2: Por una vez los diarios LNE y El Comercio han estado "presto" para la crítica de mi querida Diana Díaz y seguramente de Ramón G. Avello (aunque no firma) con las que he desayunado este día después del estremecimiento.
(2) Gracias a Anamiestrella por la rápida corrección (martes y 13 por la mañana): la primera propina no fue Lascia ch'io pianga, sino Lascia la spina (un aria de oratorio anterior que luego el propio Haendel reutilizó para la famosísima aria de "Rinaldo").
P.D. 3: El grueso de las críticas escritas al concierto llegan a la red el miércoles 14, con la siempre "afinada" de Joaquín Valdeón en LNE, mi amigo y colega Aurelio M. Seco (crítico de "La Voz de Asturias" en papel) y hasta la "crónica social en digital" de Regina Buitrago.

4 de abril de 2010

El órgano ALLEN de Cubillas de Santa Marta

Mi afición musical y el "hobby" de descubrir órganos allá por donde voy me llevó, aprovechando mi "santa estancia" en Valladolid, al pueblo de Cubillas de Santa Marta, en la carretera a Palencia y 25 Kms. de la capital pucelana, famoso por sus vinos D.O. Cigales, y para mí por su órgano.
Tener amigos supone abrir muchas puertas, y ellos consiguieron que pudiese no sólo visitar este pueblo famoso por los vinos, conocer a Luis Javier (su alcalde) y familia, también la Iglesia de Nuestra Señora de la Asunción, una maravilla cisterciense del siglo XIII restaurada no hace mucho, sino poder admirar ¡y tocar! su órgano, un modelo de los famosos Órganos Allen que podemos encontrar por todo el mundo y del que este pueblo vallisoletano posee uno desde el año 2.004. Totalmente ido mientras experimentaba con la variada registración, sus tres teclados manuales y su pedalier, así como con lo logradísimo de cada uno de los 50 registros de sus 4.000 tubos digitalizados, con un poco de Cabezón y otro poco de Bach... ¡apareció nada menos que Pilar Cabrera!,
la organista granadina que con sus dos amores ("su alemán" Michael y "su americano Allen") convencieron a los responsables políticos para que encargasen uno para el pueblo y entrar a formar parte de los "circuitos organísticos" castellanoleoneses. Parte de la historia la conocía por la red, pero poder ampliarla de los labios de la responsable, una organista a la que escuché hace años en Avilés (a donde la trajo mi querido Chema Martínez), y conocerla personalmente ya fue emocionante.

Gracias al órgano de Cubillas se pudo continuar este "sueño hecho realidad", no ya de organizar recitales

sino prolongarlo hasta la capital: traer otro Allen para su Catedral que supliera al antiguo, evidentemente "un poco" mayor que el de Cubillas (19.000 tubos), donde Pilar y Michael también organizan conciertos didácticos.

Estos órganos digitales son realmente increíbles, tal y como explica en el anterior vídeo Michael, porque es como tener un órgano clásico, uno inglés, uno romántico y uno barroco todos en uno, adaptándose por lo tanto a TODOS LOS REPERTORIOS. El de Valladolid se instaló en los meses de mayo y junio de 2006... desde entonces todos los pucelanos y visitantes pueden disfrutar del arte de su titular Pilar, Michael, y otros colegas de profesión en su templo con este órgano. El próximo y primero del año, "Gran concierto de Pascua" Concierto de órgano a Luz de Vela será el viernes 30 de abril de 2.010 a las 20:00 h.
Espero que el siglo XXI suponga el resurgir no sólo de "el rey de los instrumentos" y de nuestra nueva hornada de organistas, sino el del papel que ellos y ellas juegan en las iglesias... Puede que algún responsable político y/o religioso "despistado" se enteren que no supone un gasto sino una inversión para siglos. Al menos estoy reviviendo un montón de reconstrucciones y adquisiciones, lo que no quita el pesar por tantos otros "mudos" en tantas iglesias españolas. Precisamente en el periódico "El Norte de Castilla" de este Domingo de Resurrección, el gran Antonio Baciero recordaba los 500 años del burgalés Antonio de Cabezón en este 2.010 y una reseña de los órganos de la Castilla por los que "anduvo" nuestro organista más universal...
Michael Reckling en el órgano Allen de la Catedral de Valladolid
GRACIAS... los sueños también se cumplen.