Comienzo las vacaciones con "La mar de voces"

Domingo 28 de junio, 20:30 horas. Teatro La Laboral, Gijón. Ciclo "La mar de voces". Precio: 8 €. Coro "Ángel Barja" (León), director: Aitor Olivares García. Coro "El León de Oro" (Luanco, Asturias), director: Marco Antonio García de Paz.
Qué mejor forma de despedir el Curso 2008-2009 (sólo me queda el Claustro de profesores para hacerlo oficial) que con música coral sobre un escenario apropiado como el gijonés y dentro de un ciclo ad hoc que reunía esta tarde dominical a dos coros jóvenes pero ya expertos y rodados con unas voces muy seleccionadas que cantan un repertorio muy actual sin olvidar los clásicos (el día 30 hay más pero estaré volando a México D.F.).
Coro Ángel Barja dirigido por Autor Olivares, en Pablo, la música en Siana (móvil)
Comenzaba la velada con los leoneses que llevan de nombre el de Ángel Barja (1938-1987), orensano de nacimiento aunque leonés de adopción, toda una autoridad en el mundo coral que defendió en su no muy larga pero sí fructífera vida musical y maestro de tantos cantantes y directores desde la Schola Cantorum. El repertorio lo dominan de memoria tanto cantantes como director, con una puesta en escena envidiable y una homogeneidad vocal que ya quisieran muchos profesionales: voces jóvenes pero con empaste, afinación, color, dominio técnico y lingüístico bajo una dirección sobria, precisa, impecable, ajustada, del plenamente leonés Aitor Olivares (Guecho, Vizcaya-1975), así como unos y unas solistas excepcionales que nos dejaron las siguientes obras:

Haec Dies de William Byrd (ca. 1540-1623), Kyrie -Cantus Misae a 8 voces- de Josef Gabriel Rheinberger (Vaduz, Liechtenstein 1839-Munich 1901), Gloria de la "Misa Pro Pace" y Ametsetán (Zati Bat) de Javier Busto (Hondarribia, Gipuzkoa / Fuenterravía, Guipúzcoa, 13 de noviembre de 1949), del que son los dos vídeos aquí incrustados (poca calidad de imágen pero lo importante el sonido),

Sleep de Eric Whitacre (2 de enero de 1970), Di palabra a una morena de Guillermo Martínez, y Cantos de León de Aitor Palomero Villarreal.
Coro "El León de Oro" dirigido por Marco A. García, en Pablo, la música en Siana (móvil)
Sin pausa subió al escenario el coro de casa, el más laureado y que yo llamo sin rubor "el mejor coro asturiano del momento", los luanquinos de "El León de Oro" con Marco Antonio García de Paz en la dirección. Hubo algunos cambios en el programa, algo no muy habitual, y personalmente del "duelo" astur-leonés salimos perdiendo, aunque no voy a descubrir ahora las magnificencias y calidades del coro asturiano. Tal vez el final de curso pese en el ánimo y faltó un poco más de entrega aunque "jugaran en casa" frente a los leoneses que realmente lo dieron todo.
Comenzaron con acompañamiento de piano: Dirait-on de Morten Lauridsen (Colfax, 1943), desconociendo el nombre del buen pianista con el que ejecutaron esta obra del compositores de origen danés, para continuar ya a capella con una segunda canción que no reconocí (el Alzheimer, supongo), siguiendo con el Leonardo dreams of his flying machine de Eric Whitacre que tan buen juego les dió en Arezzo y su particular homenaje al centenario de Mendelssohn con el Salmo 43 Richte mich Gott, Op 78.

Y en un concierto donde pareció primar la obra de Javier Busto cantaron su Bidasoa, una de las habituales del coro gozoniego (de Gozón, concejo asturiano cuya capital es Luanco). Se nota también mi predilección por el compositor guipuzcoano (ya sucedió lo mismo en Mieres) porque grabé todas las de hoy con el teléfono móvil (celular) para que pudiesen disfrutarlas igual que yo. Obras siempre difíciles por sus disonancias, parlatos, y tantas dificultades técnicas y vocales que están siendo la "piedra de toque" de los grandes coros, como fueron los de hoy.

El colofón lo puso una armonización o recreación, también muy nuestra a cargo de Jesús Gavito Feliz (componente del coro y ex-escolano de Covadonga como el director Marco, entre muchas más cosas) titulada Pasaje Astur, curiosamente en la "onda" de Busto y de Palomero con guirigay en medio de la reconocible canción "A mí me gusta la gaita" y el roncón en los bajos más unas complicadas afinaciones.
Los dos coros y sus directores, en Pablo, la música en Siana (móvil)
Como el hermanamiento era claro y el buen ambiente juvenil se daba a ello, los dos coros bajo la dirección "del de casa" nos volvieron a interpretar el Sleep de Eric Whitacre, que aquí dejo como cierre vacacional al igual que el del concierto.

Felices vacaciones para los que las tengan... y HASTA SEPTIEMBRE.

P.D. Gracias a todos y todas los que tenéis la paciencia de leerme.
2 comentarios

Entradas populares